La ética en los negocios

Algo no está funcionando bien: Se sabe que cada vez más, las empresas explotan a las personas. Eso ha hecho que más y más personas emprendan su propio negocio. Pero, ¿es verdad que las empresas explotan a las personas? ¿Cómo conciliar el desarrollo social, el trabajo y la rentabilidad?

Antes de abordar esa pregunta que también aplica a los negocios personales, recordemos que una persona pasa 8 horas en su trabajo, o casi una 3a. parte de nuestras vidas y no se puede separar el aspecto ético sin dejar de ser humanos durante 8 horas.

la ética acompaña al ser humano durante todo el tiempo.

Se presenta a la empresa como institucion explotadora de los trabajadores, pero no es necesariamente asi. En realidad la empresa es una gran fuerza que contribuye al bien comun de la sociedad.
En los años 8as., en Sudáfrica el gobierno tenía la politica del Apartheid, contra los derechos humanos. Un grupo de empresas multinacionales se inscribieron en un código , “los principios Sullivan” y gracias a la presión que ejercieron, el gobierno abandonó esa política. Las empresas amenazaron con marcharse de Sudáfrica si no se hubiese presentado el cambio de política.

El caso del huracán Katrina, en el que el gobierno de los EEUU no tuvo una reacción rápida para socorrer a sus ciudadanos. la primera organización que llegó a ayudar fue una empresa privada. Por cierto que el Internet tuvo un gran papel en la recolección de fondos a través del mundo.

Esa imagen de la empresa explotadora, del siglo 19 ha ido cambiando.

El concepto de capital humano ha contribuido al cambio: el dinero que se destina a la formación del ser humano es una inversión.

No es un gasto a fondo perdido: produce rendimientos en el futuro. Los directivos se han dado cuenta que merece la pena destinar dinero para la formacion de los trabajadores, porque redunda en beneficio de la empresa.

Sin embargo… las empresas parecen no haberse dado cuenta cabal de lo rentable de esa inversión. Un economista, Gary Becker, estudió los rendimientos del capital humano en funcion de sexo, raza, y formación de los trabajadores, con resultados apabullantes: la inversión en el adiestramiento de los empleados era, con mucho, el factor del aumento de la productividad.

Capital humano es una expresión nueva. Direccion de personas, recursos humanos, son sinónimos. Pero el ser humano es EL factor de producción central. No estamos en el mismo nivel que el capital financiero o las cosas.

Cualquier riqueza que se produce ha de rendir en beneficio de las personas humanas y las personas no debemos estar al servicio del capital financiero

Te preguntarás por qué abordo el tema de la importancia de la persona humana en un blog que intenta ayudarte a que adoptes la mentalidad para ser millonario. La razón es muy simple: son cosas distintas. Se puede tener una empresa rentable, que produzca grandes ingresos, teniendo en el centro de su misión la Ética.

La Ética: ¿cómo puede una persona aprender qué regula las relaciones humanas y lo que debe ser y lo que no debe ser?

Los problemas actuales de la ética es que cada cual la entiende a su manera: hay sentimentalismo ético. Lo “bueno” es lo que a mi me agrada y complace, lo “malo” es lo contrario.

Es como la temperatura… alguien puede tener frio si viene de climas calientes, pero eso no significa que la temperatura sea, objetivamente, baja. Lo que a uno le guste o no, no es la norma.

El problema es confundir la ética con el gusto, lo que le conviene a uno o no

La ética es la ciencia de saber acerca de las virtudes. Virtudes son las excelencias propiamente humana, que perfeccionan al ser humano en cuanto tal.

Las destrezas, matemáticas, deportivas, en la red, etc., no me convierten en un mejor ser humano. La ética se fija en las virtudes. Si soy honrado, generoso, trabajador, sincero, con fortaleza y tenacidad, seré mejor,  con independencia de ser flaco, gordo, joven viejo, o de buena apariencia.

Eso si me convierte en un mejor ser humano.

No hace falta un departamento de ética en tu negocio. Con recordar que no hace falta dejar de ser humanos en el ejercicio de las actividades de tu negocio personal.

Ve este vídeo del Dr. Alejo Sison, filipino, entrevistado por el padre René Grimaldi, hondureño:

Share this post

No comments

Add yours